La Dirección Provincial de Vialidad ejecutó la prueba de cargas del nuevo puente sobre el río Malleo en la ruta provincial 60. Se trata de una prueba de resistencia que se realiza previamente a la recepción de la estructura del puente y consiste en la simulación de cargas sobre la misma con el fin de comprobar que el proyecto y la construcción de la obra se han llevado a cabo de manera satisfactoria.

En el caso del puente sobre Malleo, se utilizaron tres camiones con una carga de 25 toneladas cada uno. La prueba consistió en dividir el puente en tres tramos, al inicio, al final y en el medio. Los camiones se posicionaron en cada uno de estos sectores uno al lado del otro, sumando una carga total de 75 toneladas. Durante 15 minutos, con flexímetros ubicados debajo de la losa que conforma la superficie de rodamiento, se procedió a medir los puntos de deflexión. El mismo procedimiento se repitió en cada uno de los tramos.

Al respecto, el titular de Vialidad Provincial, Mauro Millán especificó que habiendo resultado exitosa la prueba de cargas sobre la estructura del puente, restan algunas tareas de colocación de cartelería y guardrail y señalización horizontal de la calzada del puente y accesos, para proceder a la habilitación al tránsito.

El nuevo puente sobre el río Malleo y accesos se trata de una obra de ingeniería vial que permitirá reemplazar al actual puente de gaviones y tablero de madera ubicado agua arriba. Se trata de un puente de hormigón armado de categoría A-30, para todo tipo de vehículos, según especificaciones de Vialidad Nacional. La construcción incluyó obras complementarias como los nuevos accesos desde ruta provincial 60 y el reacondicionamiento del acceso a la comunidad Painifilú. Tiene una longitud de 72 metros y 12 metros de ancho que permiten la circulación de vehículos en doble sentido y de peatones en sus veredas ubicadas en los extremos.

La obra inició en 2018 y llega a su etapa final de ejecución. Se trata de una importante obra de vinculación para el corredor turístico sur, ya que facilita la accesibilidad a la ruta provincial 60 hacia el Paso Internacional Mamuil Malal y hacia la ruta provincial 23. La inversión asciende a 150 millones de pesos.

Complementariamente, el gobierno de la provincia avanza en las gestiones para la pavimentación de 12 km de la ruta 60 y de los dos tramos restantes de la ruta 23 hasta Pino Hachado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *