El Ente Provincial de Agua y Saneamiento (EPAS), dependiente de la secretaría General y de Servicios Públicos, y la subsecretaría de Recursos Hídricos, trabajan para mejorar el sistema de abastecimiento de agua potable para Taquimilán.

Este lunes ayer, durante el acto aniversario de la localidad, el gobernador Omar Gutiérrez anunció que firmó el decreto para licitar la construcción de un acueducto que proveerá de agua potable a la localidad desde el río Neuquén.

El subsecretario de Recursos Hídricos, Horacio Carvalho, explicó que “el acueducto tendrá 125 milímetros de diámetro y se prevé la instalación de estaciones de rebombeo para  garantizar la provisión de agua cruda en cantidad y calidad para toda la población”. El presupuesto oficial es de 231.000.000 de pesos aportados por el fondo hídrico provincial, con un plazo de ejecución de 240 días.

Además, desde el EPAS se está trabajando en la ampliación del sistema de potabilización de agua  para la localidad, con la puesta en funcionamiento de un nuevo módulo de iguales características al existente, que permitirá duplicar la capacidad de la Planta.

El gerente General Servicios del Interior, Juan Vassallo, indicó que “el nuevo módulo ya fue instalado en nuestro predio y se está tramitando la adquisición de los accesorios para ponerlo en funcionamiento”. Agregó que “la obra incluye la extensión de la red para atender a 110 familias; son trabajos que se realizan en conjunto con la municipalidad para mejorar la prestación del servicio”.

El organismo también trabaja en la construcción de un pozo filtrante con la cañería de impulsión, más dos tanques de almacenamiento de agua potable que se van a instalar en la Planta de Tratamiento de Agua Potable, con una inversión aproximada de 22.000.000 de pesos.

Esta es una obra incorporada en el contexto la emergencia hídrica, donde el Poder Ejecutivo, a través del Decreto Nº 1379 del año pasado, destinó los fondos correspondientes. “Esperamos tener finalizados los trabajos para septiembre, estamos reparando las instalaciones para el próximo verano que es donde aumentan los consumos y así poder asegurar la producción de agua”, explicó Vasallo.

Proyectos del EPAS

Taquimilán no cuenta con el servicio de recolección de líquidos sanitarios, que actualmente son derivados a pozos ciegos, con los perjuicios medio ambientales que eso significa.

Uno de los proyectos plantea una solución en lo inmediato que significa trasladar una planta modular de tratamiento de líquidos cloacales desde la ciudad de Neuquén, que ha sido desafectada cuando se puso en funcionamiento el Colector Cloacal del Oeste II.

Esta es una obra que requiere una inversión de 60 millones de pesos y comprende la ejecución de la red cloacal que comprende 3.295 metros de cañería, la instalación de una estación de bombeo, la colocación de cañería de impulsión hacia la planta y la obra civil que consiste en desarmar la planta en la capital, traslado e instalación en Taquimilán.

Martín Herrera, presidente del EPAS remarcó que “la ejecución de esta obra permitirá brindar el servicio de saneamiento en un corto plazo, mientras trabajamos con el otro proyecto que es más ambicioso y consiste en ejecutar las redes de cloacas de toda la localidad, más la construcción de una Planta de Tratamiento de Líquidos Cloacales. Estas tareas ya fueron presentadas en el ENOHSa, para conseguir el financiamiento a través de gestiones que está llevando a cabo el gobernador Omar Gutiérrez”.

“Son dos trabajos muy esperados por la comunidad y para nosotros como empresa responsable de operar el servicio, ya que nos permitiría previsibilidad y mantenimiento adecuado de las instalaciones, para llegar a todos los usuarios con este servicio”, manifestó Herrera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *