El Presidente de la nación, Alberto Fernández le manifestó a la canciller alemana Angela Merkel su interés por retomar el financiamiento del proyecto para la construcción de la represa hidroeléctrica Chihuido I, con el argumento de que se trata de una obra “de alta relevancia para el Estado Nacional”.

Según un artículo publicado por el diario Clarín, el escrito de Fernández a la jefa del Gobierno de Alemania está fechada el último martes 15 y hace referencia al proyecto Aprovechamiento Multipropósito Chihuido I, el cual está pensado para aprovechar el río Neuquén, a 5,5 km aguas abajo de su confluencia con el río Agrio y a 155 km desde la ciudad del mismo nombre.

“Como consecuencia de la presentación efectuada en fecha el 18 de noviembre del corriente año por el apoderado de la empresa HELPORT S.A. representante del Consorcio Adjudicatario de la citada obra, le hago saber que el avance de la ejecución del proyecto mencionado resulta de considerada relevancia para este Estado Nacional”, le expresó Fernández a Merkel.

El consorcio privado que ganó la licitación por Chihuido está liderado por Helport (la constructora de Corporación América, de Eduardo Eurnekian), y la conforman además Panedile (de Techint), Eleprint y Chediak. En este sentido, en la actualidad, el proyecto Chihuido es alemán (Voigth Hydro) y argentino (con Corporación América a la cabeza).

En tiempos en que los capitales extranjeros se van de la Argentina, en lugar de establecerse o capear la crisis, el avance de esta obra pública también tendría sentido geopolítico porque se trata de inversiones europeas, en un terreno donde los chinos vienen ganando territorio en Argentina, quienes hace días atrás decidieron desenfundar más de US$ 4.500 millones para la obra ferroviaria del Tren Norpatagónico.

By Joel Casteglione

Editor general de Noticias Expres. Master y Postgrado en Ciberseguridad.

Envié su comentario