El canciller Felipe Solá consideró este domingo que “quemar barbijos y exhortar a quemarlos es primitivo, autodestructivo y mezquino”, al referirse a una protesta anticuarentena de extrema derecha que se realizó en el Obelisco contra las medidas de distanciamiento social dispuestas por la pandemia de coronavirus.

“Quemar barbijos y exhortar a quemarlos es primitivo, autodestructivo y mezquino”, expresó Solá desde su cuenta de Twitter, y añadió que esa actitud “pone en riesgo a los demás y es una falta de respeto al personal de salud que arriesga su vida todos los días”.

Un grupo de manifestantes claramente anticuarentenas llevaron a cabo ayer una protesta en el Obelisco contra la cuarentena y las medidas de distanciamiento social dispuestas por el Gobierno para mitigar la propagación del coronavirus.

En las redes sociales luego se quiso instaurar que varios de los asistentes eran militantes del partido político “La Campora” pero esto fue rápidamente desmentido ya que los presentes fueron identificados por la inteligencia social y se demostró que eran partidarios de la extrema derecha que es poco representativa de los sectores populares en Argentina.

By Tadeo Casteglione

Periodista de Noticias Expres con certificación en Periodismo Digital, Combate de las Fake News y Geopolitica emitido por la ESADE.

Envié su comentario