El presidente Alberto Fernández, confirmó este domingo que se extenderá el aislamiento social, preventivo y obligatorio en todo el país hasta por lo menos el próximo 12 de abril por la pandemia de coronavirus que azota nuestro país. La decisión era muy esperada y prácticamente ya se conocía después que el ministro de Salud, Ginés González García, asegurara horas antes que el grupo de asesores sanitarios que trabajan con el Jefe de Estado había recomendado que se prolongue la cuarentena.

“Los resultados iniciales nos alientan a seguir en este camino”, sostuvo el mandatario en un comunicado desde la Quinta de Olivos, donde también estaban presentes el ministro del Interior, Eduardo Wado de Pedro, y el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero.

“Somos un caso único en el mundo, que decretó la cuarentena apenas se conocieron los casos”, explicó el Presidente a la hora de justificar la medida aunque otros países incluso en latinoamerica también tomaron la misma iniciativa en las mismas circunstancias e incluso antes que Argentina.

A medida que avanzó con su discurso, Fernández celebró el acatamiento que tuvo el aislamiento por el coronavirus desde que se dictara, pero fustigó a los grandes empresarios que en las últimas horas “se aprovecharon” de la situación para despedir empleados. “No podemos en semejante crisis desamparar a alguien dejándolo sin trabajar. Muchachos -por los empresarios- les tocó ganar menos”, fustigó.

De esta manera, las autoridades buscan seguir manteniendo el número de contagios controlado para que el sistema de salud no colapse como sucedió en Europa y Estados Unidos, aunque se espera que el pico se registre entre los últimas días de abril y los primeros de mayo. Por eso, esta determinación, que se extenderá hasta después de la Semana Santa, intenta contener el ingreso a las guardias de los hospitales, mientras se preparan distintos centros para internar a pacientes que no necesiten cuidados intensivos.

By Joel Casteglione

Editor general de Noticias Expres. Master y Postgrado en Ciberseguridad.