Desde el gobierno nacional se anuncio que extenderan el plaza para inscribirse al plan de Ingreso Familiar de Emergencia y cobrar los 10 mil pesos del gobierno, el titular de ANSES, Alejandro Vanoli, se encargó de ir contando cómo venía la inscripción para el Ingreso Familiar de Emergencia: un plus de 10.000 pesos, en abril, para desocupados y trabajadores de sueldos más bajos. Según adelantó el funcionario, hasta este martes había 9.500.746 anotados. Y por ese aluvión, que duplicó las previsiones originales, el Gobierno decidió extender el plazo de inscripción hasta el viernes.

Cuando se hizo el anuncio, el ministro de Trabajo, Claudio Moroni, habló de un universo de 3,6 millones de familias. El número final, que superará los 10.000 millones de anotados, habla de la envergadura de la crisis.

Los principales apuntados con el plus de 10.000 pesos son los mismos desocupados que vienen cobrando la Asignación Universal por Hijo y que ya tuvieron un plus de 3.000 pesos, junto con los jubilados. Pero además, el Gobierno incluyó como posibles beneficiarios a trabajadores informales o formales de categorías más bajas (A y B).

By Joel Casteglione

Editor general de Noticias Expres. Master y Postgrado en Ciberseguridad.