Denuncian que la comunidad mapuche Buenuleo quedó sin protección.

A pocos días del ataque a tres integrantes de la comunidad mapuche Buenuleo, la abogada Marina Schifrin denunció que una vez más, se ha retirado la custodia policial que debía permanecer en el predio del cerro Ventana.

“La zona ha sido nuevamente liberada. Nadie protege a los miembros de la comunidad de sus agresores. Exigimos la inmediata constitución de la guardia que asegure la integridad física de los niños”, planteó.

El miércoles pasado, un hombre, una mujer y un adolescente de la comunidad fueron agredidos físicamente. Horas después del ataque, el fiscal Tomás Soto y la policía se hicieron presentes en el lugar, donde cuatro personas fueron detenidas por el ataque y se dispuso una guardia policial permanente a no más de 20 metros de la vivienda de los Buenueleo.

Desde la comunidad, advirtieron que ante cualquier hecho de violencia que pueda ocurrir, se “hace responsable al fiscal jefe Martin Lozada, a los jueces Sergio Pichetto y Ricardo Calcagno, al jefe de Regional Tercera Gustavo Javier Llanqueleo y al ministro de Seguridad de Río Negro, Gastón Perez Estevan”.

En el recurso de amparo que se presentó ayer, Schifrin planteó que “la Comunidad Buenuleo de la ladera del cerro Ventana sufrió el 29 de abril pasado un brutal ataque por parte de personas que están libres y en estos días han seguido hostigándolos. Ni bien salió en libertad, Víctor Sánchez responsable de los ataques, envió audios al whatsapp del grupo del barrio alentando a la violencia contra Ramiro Buenuleo”.

Al no cumplirse la custodia policial permanente, denunció, “la comunidad está en estado de indefensión absoluta con ausencia del estado. Han pasado tres noches y dos días enteros sin guardia”.

A %d blogueros les gusta esto: